LKS KREAN, IRIZAR E-Mobility y YÁRRITU implantarán el Bus Eléctrico Inteligente de Vitoria-Gasteiz.

El Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz ha contratado la implantación del Bus Eléctrico Inteligente BEI a la UTE formada por IRIZAR E-Mobility, YÁRRITU y LKS KREAN.

Según el calendario del proyecto, el Ayuntamiento de la capital alavesa validará el prototipo del vehículo en noviembre de 2.019 y el servicio entrará en funcionamiento en septiembre de 2.020. Los 13 nuevos autobuses eléctricos de 18 y 12 metros de longitud recorrerán un trazado de 10 kilómetros y 24 paradas por sentido. «Serán equipos de tecnología punta, innovadores y más cómodos para la ciudadanía. El servicio se prestará por parte de TUVISA, con frecuencias de ocho minutos, carriles exclusivos en gran parte del recorrido, priorización semafórica, expedición y cancelación de billetes en paradas, y unirá puntos clave de la ciudad como Txagorritxu, el Gobierno Vasco y el Estadio de Mendizorrotza, conectando 14 barrios.

LKS KREAN, IRIZAR E-Mobility y YÁRRITU implantarán el Bus Eléctrico Inteligente de Vitoria-Gasteiz

El contrato se formalizó el 29 de mayo y señala un plazo de 65 semanas para la puesta en ejecución del proyecto, infraestructura, suministro, puesta en marcha y mantenimiento del autobús eléctrico inteligente. El contrato también señala una serie de plazos de ejecución parciales. El sistema de carga eléctrica, por ejemplo, culminará su instalación a finales de Febrero (semana 38 del contrato). La maquinaria del billetaje se completará para junio de 2.020 (semana 51). La recepción de los 13 vehículos se producirá a mediados de junio de 2.020, en la semana 54. La urbanización y las paradas estarán operativas en julio de 2.020.

LKS KREAN aportará su experiencia y conocimiento en el ámbito de la ingeniería urbana, por un lado, y de la ingeniería del transporte, por otro, siendo tanto la empresa responsable del Proyecto Constructivo como de la Oficina Técnica durante el desarrollo de las obras. Asimismo, se encargará del diseño, construcción y montaje de las marquesinas de las paradas. Este proyecto es un exponente más de la estrategia iniciada hace ya algunos años por LKS KREAN y que le coloca como Ingeniería y Arquitectura referente en proyectos de sostenibilidad, liderando y participando en proyectos como EKIAN, el mayor parque fotovoltaico de Euskadi y situado en el mismo territorio alavés, o el de GHK en Gipuzkoa, la mayor planta de reciclado de residuos del país.

Los nuevos autobuses contarán con capacidad mínima para 65 personas (21 de ellas sentadas) en el caso de los pequeños, mientras que los articulados darán servicio a un mínimo de 100 personas (30 sentadas). También incorporarán tres espacios para sillas de ruedas y, los articulados, un hueco extra para carritos. Dispondrán de tres pantallas led para que los usuarios y usuarias puedan obtener información relativa a la ruta, las correspondencias, los tiempos de espera, la siguiente parada y demás. También existirán cargadores USB, así como, en el caso de los articulados, una jaula para maletas. En cuanto a la consola del personal conductor, destacar que proporcionará información a tiempo real sobre la ruta, los apartados técnicos del autobús o posibles incidencias, además de hacer más cómodo el control del autobús. De la misma forma, tendrán un sistema de guiado automático y de asistencia al conductor de aproximación a parada, minimizando la distancia entre bordillo y vehículo. Los espejos retrovisores, además, serán cámaras y no espejos.

En el ámbito de las paradas, las marquesinas serán parecidas a la del tranvía, con estética moderna, información multimedia actualizada a tiempo real, canceladoras y expendedoras de billetes. La implantación del Bus Eléctrico Inteligente vendrá también acompañada de diferentes intervenciones en el ámbito del espacio público. Los autobuses circularán por un carril reservado de 3,5 metros de anchura y, en su mayor parte, sobre la trama viaria por donde ahora circula la línea 2 periférica.

Fuente: krean.com

 

like0

19 visualizaciones